lunes, 26 de mayo de 2014

Reseña | Querido John

Hola criaturitas ¿Cómo están? ¿cómo soportan el fía en el hemisferio Sur? ¿Y el calor en el Norte? Yo estpy tapadísima de mantas, camperas, medias y con una taza de mate cocido en la mano porque se me averió la calefacción y la casa está helada (si esta publicación queda sin finalizar, empiecen a sospechar que se me cayeron los dedos). En fin, les traigo una reseña de un libro que tengo en mis estanterías hace mucho y por fin le he dado una oportunidad. Los dejo con la reseña.


 John Tyree, es un muchacho rebelde que vive en Carolina del Norte. Después de pasar una infancia complicada sin madre y con un padre obsesionado con la numismática decide alistarse en el ejército para poder huir de su pueblo y de su disfuncional familia. Sin embargo, en uno de los permisos que se le conceden, volverá a su ciudad natal y allí conocerá a Savannah. Ella es su completo opuesto: una brillante estudiante, pasa el verano construyendo casas para los sin techo. Los dos jóvenes se enamoran perdidamente y cuando John tiene que reincorporarse a filas deciden esperar a que él pueda licenciarse de su carrera militar para poder emprender un proyecto de vida juntos. Las visitas de John a Savannah se suceden y en ellas el amor que sienten el uno por el otro no hará más que aumentar. John conseguirá además, con la ayuda de Savannah, descubrir el porqué del alejamiento de su padre y reconciliarse con él.  A pesar de todo esto, algo que excede a su control sucede: los cruentos atentados del 11 de septiembre que sumen al país en la alerta roja militar. John tendrá entonces que tomar la decisión más difícil de su vida, la de optar entre el amor a una mujer y el amor a su país.

  Creo que compre este libro hace un año, fácil, y la verdad es que me intimidaban dos cosas de él. Cómo saben, no soy fanática del género romántico, con pequeñas excepciones, y la edición de bolsillo no hace más que empeorar las cosas, por lo que sí, le tenía cierto miedo.
  En fin, junté valor y lo leí. Lo llevé a mi tiempo y el ritmo que tiene no me ayudó a avanzar como me hubiese gustado, pero lo he terminado y aquí les traigo una reseña.


  John no siempre fue un muchacho problemático, de hecho, de pequeño acompañaba a su padre y se divertían viajando en busca de monedas para la colección de su padre. Al llegar la adolescencia, la monotemática de las charlas entre John y su padre, y el hecho de los cambios de gustos de nuestro protagonista no ayudaba mucho a la convivencia de ambos. Un día John explota y le prohíbe a su padre volverle a hablar sobre monedas, por lo que desde entonces sus charlas son nulas y solo les une el hecho de vivir bajo una mismo techo, compartiendo la misma sangre. Después de graduarse, al pasar algunos años, John comienza a darse cuenta de que esa no es la vida que quiere para él, dejándose caer en un bar bebiendo todas las noche y acostándose con chicas que jamás recordaría, por lo que decide alistarse al ejército.
  Ya pasado el tiempo, en uno de sus permisos, tiene este encuentro con una muchacha, Savananah, que lo deja deslumbrado. Desde entonces le resulta imposible pensar en una vida sin ella, mientras pasan los días paseando juntos por la ciudad natal del protagonista. Pero John no recuerda algo, pronto tiene que volver al servicio, y Savannah no está muy dispuesta a una relación a larga distancia.

  Puessss el libro está dividido en tres partes. La primera me gustó mucho, la segunda fue decayendo y la tercera fue la peor de todas. Me paso a explicar.
  En la primera parte vemos el amor que surge entre nuestros personajes, que si bien es amor a primera vista, no es tan molesto como los amores juveniles que vemos en la mayoría de los libros hoy día, sino que fue más dulce y bonito de lo que esperaba, lo que me sorprendió gratamente.
  En la segunda, tenemos a John volviendo al servicio. Aquí se me hizo imposible seguir con la lectura y me costaba juntar ganas para seguir leyendo, estaba enamorada de ese amor y no quería ver como se perjudicaba por la distancia. Por momentos el autor se vuelve muy exagerado con las peleas y eso me molestó, hubo hechos que no eran necesarios, pero puedo decir que hubo un personaje que me ayudó a seguir leyendo y ese fue Tim.
  Tercera parte, es que los autores saben lo que pienso y siento, entonces vamos a darle más caña a los problemas entre los protagonistas y arruinémosle la vida a varios personajes más, ya que estamos de paso. Debo admitir que algunos de esos hechos fueron predecibles y realistas, pero hay límites y ya parecía apropósito que la vida de nuestros protagonista fueran cada vez "peores". Eso me hizo casi odiar el libro, aunque admiro que el autor haya intentado continuar con la idea realista y no irse por las ramas, como otros hacen.

  Para finalizar, tuve la hermosa idea (20 minutos después de dejar el libro) de buscar la película en Netflix y mirarla. ¿Para qué? me pregunto yo. Miré no más el comienzo y me tocó un balde de agua fría al ver que nada, NADA, era como en el libro. Vale que es una adaptación, pero si la querían cambiar tanto ¿Por qué no hacían otra película inspirada en el libro? Me reventó ese hecho. Cambiaron escenas, personajes (entre los cambios de Tim, de Savannah y la escena del bolso, casi tiro algo al televisor). 

  Si tuviese que hacer una conclusión, no me gustó el libro, aunque fue más de lo que esperaba. No creo volver a tocar un libro de este autor, a menos que me aseguren un final feliz, rosa y conmigo vomitando flores, porqué de verdad, incluso cuando algunos lo consideren muy buen autor, no lo veo de mi agrado y no creo que lo vaya a ser nunca. Tal vez sea culpa de mis prejuicios, tal vez que pertenezca al género romántico, o a lo sumo que me encariñe tanto con la primera parte, que no quise aceptar todo el resto. No lo sé, pero esa es mi opinión.


Bien criaturas, eso es todo por ahora. Les deseo muy buenas lecturas. Bye bye.

2 comentarios:

  1. A mí me encantó.
    No me gustan siempre los finales felices, es puro coñazo

    Un beso^^
    PD: No todos los libros de Nicholas termina igual

    ResponderEliminar
  2. Hola Fer!
    A mi me pudre un poquito que sus finales sean casi siempre iguales. Además, está tan de moda el final infeliz que ya me pone histérica leerlo.
    Este no lo leí, así no puedo juzgar, pero la película si me gustó bastante.
    Un beso y gracias por la reseña!

    ResponderEliminar

Recuerda, comentar es expresar tu opinión através de un teclado y expandirla por miles de pantallas. ¿Quieres hacerlo? Genial, solo recuerda respertar a la administradora y al resto de las opiniones. Muchísimas gracias.